Llaman a actuar en contra de mercantilización de la educación // La Jornada, México

Con un llamado para que los Estados latinoamericanos actúen en contra de la mercantilización de la educación y a favor de la ampliación de la oferta universitaria, concluyó este jueves la III Conferencia Regional de Educación Superior (CRES 2018), que se celebró en Córdoba, Argentina. En la clausura del encuentro -transmitida vía Youtube- en el que participaron más de 500 rectores de universidades de América Latina y El Caribe, así como 10 mil académicos e investigadores, se leyó la declaración final de la CRES, que fue una reunión preparatoria para la Conferencia Mundial de Educación Superior que se llevará a cabo en París en 2019.

En la declaración se refrendaron los acuerdos alcanzados en las CRES anteriores -la de 1996, en la Habana, Cuba, y la de 2008, en Cartagena de Indias, Colombia- y se reafirmó el postulado de que “la educación superior es un bien público social, un derecho humano y universal y un deber de los Estados”, de acuerdo con el texto leído por el rector de la Universidad Nacional de Córdoba, Hugo Juri, el director del Instituto Internacional para la Educación Superior en América Latina y el Caribe, Pedro Henríquez Guajardo, y el coordinador general de la CRES, Francisco Tamarit.

Se reivindicó la autonomía que permite a la universidad ejercer un papel crítico y propositivo frente a la sociedad, “sin que existan límites impuestos por los gobiernos de turno, creencias religiosas, el mercado o intereses particulares”.

La mercantilización de la educación superior ha cercenado e incluso impedido el ejercicio efectivo del derecho social a la educación, de acuerdo con la declaración. “Es fundamental revertir esta tendencia e instamos a los Estados de América Latina y El Caribe a establecer rigurosos sistemas de regulación de la educación superior y de otros niveles del sistema educativo”.

Frente a las presiones por hacer de la educación superior una actividad lucrativa, es imprescindible que los Estados asuman el compromiso irrenunciable de regular a las instituciones públicas y privadas para hacer “efectivo el acceso universal, la permanencia y titulación de la educación superior, atendiendo a una formación de calidad, con inclusión, diversidad y pertinencia local y regional”, según la CRES.

Los rectores instaron a los Estados “a promover una vigorosa política de ampliación de la oferta educativa superior, la revisión en profundidad de los procedimientos de acceso al sistema, la generación de política de acción afirmativa con base en género, etnia, clase y capacidades diferentes para lograr el acceso universal, la permanencia y la titulación”.

Los sistemas de educación superior, según el documento, “deben pintarse de muchos colores” y reconocer la interculturalidad de los países y comunidades de la región, para que “la educación superior sea un medio de igualación y de ascenso social y no un ámbito de reproducción de privilegios”.

La declaración es un instrumento político que será acompañado de plan de acción que estará listo en los próximos meses y que contendrá medidas que las universidades de la región deberán implementar en la próxima década.

Con la presencia de rectores, exrectores, autoridades de universidades, directivos académicos, investigadores y alumnos, la CRES, además se enfocó en reflexionar sobre el legado de la Reforma Universitaria de Córdoba de 1918, “resignificando el compromiso con una universidad autónoma, crítica, democrática, participativa, con libertad académica y una visión latinoamericana sensible a los requerimientos de nuestras sociedades”.

 

Fuente: Llaman a actuar en contra de mercantilización de educación en La Jornada, México


TPL_BEEZ2_ADDITIONAL_INFORMATION